.
14 octubre, 2015

El 21 de octubre de 2015 entrará en vigor la controvertida Ley 21/2015 de Montes

Las modificaciónes de la Ley 21/2015, de 20 de julio, de Montes, que se aprobó con los votos a favor del PP, UPyD y UPN, la abstención del PSOE y el voto en contra del resto de grupos, aporta en su artículo 50 una novedad muy criticada al incluir la enmienda por la que se permitirá construir en un terreno forestal incendiado sin que pasen 30 años cuando concurran razones imperiosas de interés público de primer orden.

Tal como se lee en el texto de la nueva Ley 21/2015: “Se mantiene, sobre el ya difícil cambio de uso forestal con carácter general, la prohibición expresa del cambio de uso durante 30 años en un terreno incendiado. Se añade, sin embargo, una excepción, para terrenos en que concurran razones imperiosas de interés general de primer orden que resulten prevalentes sobre su carácter forestal. Esta prevalencia debe ser definida por una norma con rango de ley, lo que exige un proceso de participación pública y un pronunciamiento con sede en la soberanía popular”. Dejando así en manos de las Comunidades Autónomas la recalificación de los montes quemados con hasta ahora blindados tres décadas. El texto de la nueva Ley  resalta que estos cambios de uso en los espacios calcinados por parte de las Comunidades Autónomas debe producirse «con carácter excepcional»  y cuando concurran  «razones imperiosas«, siempre adoptando  medidas compensatorias con las que recuperar una superficie forestal equivalente a la quemada.

La prohibición de cambio de uso durante 30 años de los suelos forestales objeto de incendio fue introducida en el año 2006 en la Ley de Montes (Ley 10/2006, de 28 de abril). La cual, junto a otras novedades, fue muy valorada por su relevancia por el Consejo de Estado.

Los grupos de la oposición y diversas organizaciones, ONGs , ingenieros, agentes forestales, sindicatos, ecologistas…etc. han rechazado la nueva Ley de Montes, considerado y definiéndola como «un ladrillo jurídico para sembrar el caos en los bosques”.

Martí Barberá, diputado de CIU manifestó  lamentándose de «que el texto no incorpore incentivos fiscales para la gestión forestal sostenible» y «deje de lado a agricultores y apicultores«, y Josep Pérez, diputado de Izquierda Plural ha resaltado que “La especulación urbanística tiene la puerta abierta con esta ley«.

Luis Díaz Villaverde, presidente de AEAFMA, ha tenido la oportunidad de reivindicar en el programa radiofónico de Julia Otero los derechos de más de 6400 Agentes Forestales y los ciudadanos españoles que se posicionan en contra de esta modificación de la Ley de Montes. Considerando AEAFMA que la modificación de la Ley de Montes es un engaño y un insulto a todos los ciudadanos, y la nueva Ley les impedirá a los Agentes Forestales perseguir infracciones. Accede y escucha el programa Julia en la Onda del 11 de febrero del 2015.

La Directora General de Política Forestal y el Presidente de AEAFMA en debate televisado de la Sexta, con el título “Recalificar sobre cenizas”, ver vídeo:

Enlaces relacionados:

Ley 21/2015, de 20 de julio, por la que se modifica la Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes

Ley 10/2006, de 28 de abril, por la que se modifica la Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes

Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes

Utilizamos cookies de terceros para realizar análisis estadísticos de nuestro sitio Web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso, más información aquí.  CERRAR